10 EJEMPLOS DE VERSO LIBRE 

DEFINICIÓN (¿QUÉ ES?)

En poesía tradicionalmente se utilizaba la rima entre versos y también una métrica, es decir, una regularidad en el número de sílabas de cada verso. A mediados del siglo 19 eso empezó a cambiar, y el concepto de poesía se ha ido ampliando con formas como la prosa poética, la poesía visual o el verso libre.

El verso libre básicamente prescinde intencionadamente de la rima y de la métrica, aunque conserva el ritmo, que es lo que la distingue de la prosa. Dicho ritmo se puede conseguir mediante ciertas repeticiones (sonoras, de figuras retóricas...), enumeraciones u otros mecanismos. Veamos algunos ejemplos a continuación:

EJEMPLOS

Ejemplo 1:
Con la tarde
se cansaron los dos o tres colores del patio.
Esta noche, la luna, el claro círculo,
no domina su espacio.
Patio, cielo encauzado.
El patio es el declive
por el cual se derrama el cielo en la casa.
Serena,
la eternidad espera en la encrucijada de estrellas.
Grato es vivir en la amistad oscura
de un zaguán, de una parra y de un aljibe.

Autor del poema: Jorge Luis Borges


Ejemplo 2:
Es una maravilla poner la radio
a poco volumen
a las 4.30 de la madrugada
en un edificio de apartamentos
y oír a Haydn
mientras a través de la persiana
no se ve más que la noche cerrada
hermosa y tranquila
como una flor.
Y con eso
algo de beber,
claro,
un pitillo,
la estufa encendida,
y Haydn sonando.

Autor: Charles Bukowski (fragmento)

Ejemplo 3:
Mujeres como tú
son las que consiguen
que se declaren
las guerras
y que algún general
que otro
llegue incluso
a escuchar
el silbido
de las balas.

Autor del poema: Karmelo Iribarren


Ejemplo 4:
Caminos angostos
atravesados
piedras enormes
saltadas
calor, frío y lluvia
capeados
y soledad
vencida

todo
valió la pena
para llegar hasta ti

Autor del poema: Koldo Fierro


Ejemplo 5:
Cuando eres joven
un par
de zapatos
femeninos
de tacón alto
inmóviles
solitarios
en el ropero
pueden encender
tus huesos;
cuando estás viejo
son solo
un par de zapatos
sin
nadie
en ellos
y
nada más.

Autor del poema: Charles Bukowski


Ejemplo 6:
Al comenzar mis estudios, el primer paso me agradó mucho,
El mero hecho consciente, las formas, el poder moverme,
El menor insecto o animal, los sentidos, la vista, el amor,
El primer paso me dominó y tanto me agradó
Que me costó proseguir y si me detuve fue
Porque quise detenerme allí, holgazaneando para cantar
eso en mis extasiados cantos.

Autor del poema: Walt Whitman


Ejemplo 7:
Tengo los mismos años que vivió García Lorca
dos más que Maiakovski
cuatro encima de Bécquer
trece menos que Rilke.
Un año más que Whitman cantándose a sí mismo.

Sigo aquí. Mi papel
de testigo me sigue complaciendo.

Podría entonar antífonas solemnes.
Decir: cosecha,
sangre,
fuerza,
cosmos,
patria.

Me habían dicho que un día sería grande.
Pero de estas cenizas nadie me había hablado.
No morir. ¿Cómo se hace?
¿Con honra? ¿Con ejemplo?
¿Con la imaginación?
¿Con la memoria?

Quiero estar a tu lado entre los cisnes.
Nunca cerrar los ojos. Recordarte.
Que me abrace tu nombre.

Que tu sal en mi pecho
no haya cárcel ni enfermedad ni reyes
capaces de robármela.

Autor del poema: Raquel Lanseros


Ejemplo 8:
Déjame, pensamiento, déjame,
mañana seré tuyo,
volveré a ser tu presa.
Pero hoy,
mientras la luz araña en los árboles y pide
una oportunidad,
quiero que me recoja la inútil primavera.

A la casa del frío
regresaré mañana, cuando el tiempo
exponga sus razones
y el corazón pregunte
lo que falta por ver,
cuántos latidos
pueden quedarle para detenerse.

Autor del poema: Luis García Montero


Ejemplo 9:
Mariposa de luz, la belleza se va cuando yo llego a su rosa.
Corro, ciego, tras ella... La medio cojo aquí y allá...
¡Sólo queda en mi mano la forma de su huida!

Autor del poema: Juan Ramón Jiménez


Ejemplo 10:
La sombra que indagué ya no me pertenece.
Yo tengo la alegría duradera del mástil,
la herencia de los bosques, el viento del camino
y un día decidido bajo la luz terrestre.

No escribo para que otros libros me aprisionen
ni para encarnizados aprendices de lirio,
sino para sencillos habitantes que piden
agua y luna, elementos del orden inmutable,
escuelas, pan y vino, guitarras y herramientas.

Escribo para el pueblo, aunque no pueda
leer mi poesía con sus ojos rurales.
Vendrá el instante en que una línea, el aire
que removió mi vida, llegará a sus orejas,
y entonces el labriego levantará los ojos,
el minero sonreirá rompiendo piedras,
el palanquero se limpiará la frente,
el pescador verá mejor el brillo
de un pez que palpitando le quemará las manos,
el mecánico, limpio, recién lavado, lleno
de aroma de jabón mirará mis poemas,
y ellos dirán tal vez: "Fue un camarada".

Eso es bastante, ésa es la corona que quiero.

Quiero que a la salida de fábricas y minas
esté mi poesía adherida a la tierra,
al aire, a la victoria del hombre maltratado.
Quiero que un joven halle en la dureza
que construí, con lentitud y con metales,
como una caja, abriéndola, cara a cara, la vida,
y hundiendo el alma toque las ráfagas que hicieron
mi alegría, en la altura tempestuosa.

Autor del poema: Pablo Neruda
EJERCICIO TIPO TEST DE: VERSO LIBRE

¿Cuál de los siguientes tipos de poemas se escribe usando el verso libre?

100.00%

votos positivos

Votos totales: 1

Comparte:
Añade tus comentarios