10 EJEMPLOS DE CONNOTACIÓN 

DEFINICIÓN (¿QUÉ ES?)

Las palabras en general pueden tener dos tipos de significado: uno puramente objetivo, basado en su etimología y por tanto en su uso estricto -y a eso lo llamamos denotación-, y otro que depende del contexto y la intención, es decir, del sujeto que lo emplea y del modo de emplearlo en función del receptor -y eso es lo que conocemos como connotación-.

EJEMPLOS

Ejemplo 1: Vividor: Si decimos que alguien es un vividor, no estaremos dando a entender que esa persona es alguien que vive, como todos nosotros, sino que vive especialmente bien, y en concreto gracias a "no dar un palo al agua".

Ejemplo 2: Ya son las 10: Con esta frase puedes dar a entender a tu interlocutor no sólo que llega tarde, sino que además eso te molesta. Una sutileza que proviene de incluir el término "ya", que aporta un significado extra al dato observable y frío de saber qué hora es.

Ejemplo 3: No tienes corazón: Obviamente aquí se está apelando a un doble sentido y se quiere dar a entender que una persona no es muy sensible.

Ejemplo 4: Eres un soso: Está claro que no hace falta probarte para saber si te falta sal.

Ejemplo 5: Juan es mi cuarto mejor empleado: Imagina que dicen eso en una empresa de cuatro empleados.

Ejemplo 6: ¡Qué alto!: En ciertos contextos se trata de un piropo, pues en general está mejor visto ser alto que bajo.

Ejemplo 7: Eres muy lista: Igual que antes, una frase aparentemente neutra puede tener un cierto trasfondo, en este caso quizá quieren decir que eres "demasiado" lista, es decir, te dan a entender que te estás pasando.

Ejemplo 8: No le marca un gol ni al arco iris: O sea, que es muy malo.

Ejemplo 9: ¡Cuánto te he querido!: Te están diciendo que ya no te quieren.

Ejemplo 10: Eres un sol: Te aprecio.
EJERCICIO TIPO TEST DE: CONNOTACIÓN

¿Cuál es cierta?

100.00%

votos positivos

Votos totales: 1

Comparte:
Añade tus comentarios